Elsevier Logo

Contenidodeinteracciónconelpaciente

¿Qué ocurre cuando su paciente regresa a casa?

¡Conozca más acerca de nuestras soluciones de gestión del paciente - Patient Enagegment - ahora! Convierta a sus pacientes en participantes activos en su atención médica brindándoles acceso fácil a la misma información basada en evidencia en la que confía, pero entregada en un formato fácil de entender.

Oct.10.2018
 Agoraphobia

Agorafobia

Agoraphobia

La agorafobia es un trastorno de salud mental en el que una persona teme estar en espacios públicos donde pueda sentirse indefensa, atrapada o avergonzada en el caso de sufrir una crisis de angustia. Las personas con esta afección temen perder el control durante una crisis de angustia, y generalmente comienzan a evitar las situaciones que temen o insisten en que otra persona vaya con ellas.
La agorafobia puede interferir en las actividades diarias normales y en las relaciones personales. Las personas con agorafobia grave pueden comenzar a no salir en absoluto de su casa y a depender de los demás para que realicen las tareas cotidianas, como hacer las compras y otros trámites.
La agorafobia es un tipo de ansiedad. Por lo general comienza antes de los 35 años, pero también puede presentarse en personas mayores. Las personas con agorafobia corren riesgo de sufrir otros trastornos de ansiedad, depresión y abuso de sustancias.

¿Cuáles son las causas?

Se desconoce la causa de esta afección. Una variedad de factores como el miedo a las sensaciones o las emociones de ansiedad (sensibilidad a la ansiedad), antecedentes familiares de ansiedad (genética) y acontecimientos estresantes pueden contribuir a esta afección.

¿Qué incrementa el riesgo?

Es más probable que usted sufra esta afección si:
  • Es mujer.
  • Tiene un trastorno de pánico.
  • Tiene familiares que padecen agorafobia.

¿Cuáles son los signos o los síntomas?

Es posible que tenga agorafobia si presenta los siguientes síntomas durante 6 meses o más tiempo:
  • Temor intenso que surge ante dos o más de las siguientes actividades:
    • Usar transporte público, como automóviles, autobuses, aviones, trenes o barcos.
    • Estar en espacios abiertos, como playas de estacionamiento, centros comerciales o puentes.
    • Estar en espacios cerrados, como tiendas, teatros o ascensores.
    • Esperar en una fila o estar entre una multitud de gente.
    • Estar fuera de su casa sin compañía.
  • Temor a no poder escapar u obtener ayuda si ocurren los acontecimientos temidos. Estos acontecimientos incluyen los siguientes:
    • Crisis de angustia.
    • Pérdida del control de esfínteres en los adultos mayores.
  • Reaccionar frente a las situaciones temidas:
    • Evitándolas.
    • Pidiendo que alguien lo acompañe.
    • Atravesándolas con ansiedad o temor intenso.
  • Temor o ansiedad desproporcionados en comparación con el peligro real que plantean el episodio y la situación.

¿Cómo se diagnostica?

Esta afección se diagnostica en función de lo siguiente:
  • Sus síntomas. Le harán preguntas sobre sus temores y sobre cómo lo han afectado.
  • Sus antecedentes médicos y su uso de medicamentos, alcohol o drogas.
  • Examen físico y pruebas de laboratorio. Estos se piden normalmente para descartar otros problemas que pueden estar provocando los síntomas.
Pueden derivarlo a un especialista en salud mental (psiquiatra o psicólogo).

¿Cómo se trata?

Esta afección se trata generalmente usando una combinación de terapia y medicamentos.
  • Apoyo psicológico o psicoterapia. Los profesionales de salud mental ofrecen servicios de psicoterapia. Las siguientes formas de psicoterapia pueden ser muy útiles:
    • Terapia cognitivo conductual (TCC). La TCC ayuda a reconocer y a modificar creencias y pensamientos no realistas que contribuyen a los temores. Aprenderá que los cambios corporales asociados con la ansiedad (como un aumento en la frecuencia cardíaca y respiración) son completamente normales y esperados.
    • Terapia de exposición. Este tipo de terapia ayuda a enfrentar y a superar los temores en un estado de relajación y en un entorno seguro. Las exposiciones se encaran generalmente de un modo sistemático, comenzando con situaciones que provocan menos miedo para llegar a situaciones que provocan un miedo más intenso. La terapia de exposición incluye:
      • Exposición imaginaria. Usted imagina situaciones que le producen miedo y se expone a ellas en su mente.
      • Exposiciones in vivo. Enfrentará sus miedos en el mundo real, como estar en un lugar lleno de gente durante algunos minutos.
      • Exposición interoceptiva. En un entorno seguro, practicará experimentar cambios corporales asociados con las crisis de angustia. Un ejemplo es respirar a través de un sorbete para experimentar la falta de aire.
  • Medicamentos. Los siguientes tipos de medicamentos pueden ser de utilidad:
    • Antidepresivos. Estos pueden disminuir el nivel general de ansiedad y ayudar a prevenir crisis de angustia.
    • Benzodiacepinas. Estos medicamentos bloquean los sentimientos de ansiedad y pánico.
    • Betabloqueantes. Los betabloqueantes pueden reducir los síntomas físicos de la ansiedad, como las sudoraciones, los temblores y el corazón acelerado. Pueden ayudarlo a sentirse menos tenso y ansioso.

Siga estas indicaciones en su casa:

Estilo de vida

  • Intente hacer ejercicio. Realice, por lo menos, 150 minutos de actividad física por semana. También trate de hacer ejercicios de fortalecimiento por lo menos dos veces a la semana.
  • Siga una dieta saludable que incluya abundantes frutas, verduras, cereales integrales, productos lácteos descremados y proteínas magras. No consuma muchos alimentos ricos en grasas sólidas, azúcares agregados o sal (sodio).
  • Duerma bien y por el tiempo adecuado. La mayoría de los adultos necesitan entre 7 y 9 horas de sueño todas las noches.
  • No beba alcohol.
  • No consuma drogas ilegales.

Instrucciones generales

  • Tome los medicamentos de venta libre y los recetados solamente como se lo haya indicado el médico.
  • Concurra a todas las visitas de seguimiento como se lo haya indicado el médico. Esto es importante.

Dónde encontrar más información

  • Para obtener más información, visite el sitio web de la Asociación de Ansiedad y Depresión de los Estados Unidos (Anxiety and Depression Association of America, ADAA): www.adaa.org.

Comuníquese con un médico si:

  • El temor o la ansiedad empeoran.
  • Tiene nuevos temores o ansiedades.

Solicite ayuda de inmediato si:

  • Tiene problemas para respirar o tiene dolor en el pecho que no cree que sean parte de la crisis de angustia.
  • Piensa seriamente en lastimarse a usted mismo o a otra persona.
Si alguna vez siente que puede lastimarse a usted mismo o a otras personas, o tiene pensamientos de poner fin a su vida, busque ayuda de inmediato. Puede dirigirse al servicio de emergencias más cercano o comunicarse con:
  • El servicio de emergencias de su localidad (911 en EE. UU.).
  • Una línea de asistencia al suicida y atención en crisis, como la Línea Nacional de Prevención del Suicidio (National Suicide Prevention Lifeline), al 1-800-273-8255. Está disponible las 24 horas del día.

Resumen

  • La agorafobia es un tipo de trastorno de ansiedad que hace que una persona evite situaciones que teme, como estar en público o en lugares llenos de gente.
  • Las personas con agorafobia generalmente tienen crisis de angustia. Pueden evitar situaciones en las que sienten que es difícil escapar o en las que es más probable que tengan una crisis de angustia.
  • La agorafobia se trata con medicamentos o terapia cognitivo conductual (TCC).

Esta información no tiene como fin reemplazar el consejo del médico. Asegúrese de hacerle al médico cualquier pregunta que tenga.

;