Elsevier Logo

Contenidodeinteracciónconelpaciente

¿Qué ocurre cuando su paciente regresa a casa?

¡Conozca más acerca de nuestras soluciones de gestión del paciente - Patient Enagegment - ahora! Convierta a sus pacientes en participantes activos en su atención médica brindándoles acceso fácil a la misma información basada en evidencia en la que confía, pero entregada en un formato fácil de entender.

Aug.22.2019
 Sepsis, Diagnosis, Adult

Diagnóstico de sepsis en adultos

Sepsis, Diagnosis, Adult

La sepsis es una reacción grave del cuerpo ante una infección. La infección que da lugar a la sepsis podría ser causada por bacterias, virus u hongos. La sepsis puede ser consecuencia de una infección en cualquier lugar del cuerpo. Las infecciones que frecuentemente provocan sepsis incluyen las infecciones de la piel, los pulmones y las vías urinarias.
La sepsis es una emergencia médica que debe tratarse de inmediato en un hospital. En casos graves, puede causar un choque séptico. El choque séptico puede debilitarle el corazón y hacer que su presión arterial disminuya. En consecuencia, el sistema nervioso central y los órganos del cuerpo pueden dejar de funcionar.

¿Cuáles son las causas?

Esta afección es causada por una reacción grave a infecciones por bacterias, virus u hongos. Algunos de los microbios que más a menudo provocan sepsis son los siguientes:
  • Bacteria Escherichia coli (E. coli).
  • Bacteria Staphylococcus aureus (estafilococo).
  • Algunos tipos de bacterias estreptococos.
Las infecciones más comunes afectan estos órganos:
  • Los pulmones (neumonía).
  • Los riñones o la vejiga (infección de las vías urinarias).
  • La piel (celulitis).
  • El intestino, la vesícula biliar o el páncreas.

¿Qué incrementa el riesgo?

Es más probable que usted sufra esta afección si:
  • Tiene debilitado el sistema del organismo que combate las enfermedades (sistema inmunitario).
  • Tiene 65 años o más.
  • Es hombre.
  • Le han realizado una cirugía o ha estado hospitalizado.
  • Tiene estos dispositivos en el cuerpo:
    • Un tubo delgado y pequeño (catéter).
    • Vía intravenosa (IV).
    • Tubo de respiración.
    • Tubo de drenaje.
  • No obtiene suficientes nutrientes de los alimentos (está desnutrido).
  • Tiene una enfermedad a largo plazo (crónica), como cáncer, una enfermedad pulmonar, una enfermedad renal o diabetes.
  • Es afroamericano.

¿Cuáles son los signos o síntomas?

Los síntomas de esta afección pueden incluir los siguientes:
  • Fiebre.
  • Escalofríos o mucho frío.
  • Confusión o ansiedad.
  • Fatiga.
  • Dolores musculares.
  • Falta de aire.
  • Náuseas y vómitos.
  • Orinar mucho menos que lo habitual.
  • Frecuencia cardíaca acelerada (taquicardia).
  • Respiración rápida (hiperventilación).
  • Cambios en el color de la piel. La piel podría verse manchada, pálida o azulada.
  • Piel fría, pegajosa o sudorosa.
  • Erupción cutánea.
Otros síntomas dependen del origen de la infección.

¿Cómo se diagnostica?

Esta afección se diagnostica en función de lo siguiente:
  • Sus síntomas.
  • Sus antecedentes médicos.
  • Un examen físico.
También se podrían realizar otras pruebas para determinar la causa de la infección y la gravedad de la sepsis. Estas pruebas pueden incluir lo siguiente:
  • Análisis de sangre.
  • Análisis de orina.
  • Hisopados de otras zonas del cuerpo que podrían tener una infección. Estas muestras podrían evaluarse (cultivarse) para determinar el tipo de bacteria que causa la infección.
  • Radiografías de tórax para detectar si padece neumonía. También podrían realizarse otros estudios de diagnóstico por imágenes, como una exploración por tomografía computarizada (TC).
  • Punción lumbar. En esta, se extrae una pequeña cantidad del líquido que está alrededor de su cerebro y médula espinal. Luego, se examina el líquido para determinar si hay infección.

¿Cómo se trata?

Este trastorno debe tratarse en un hospital. Según la causa de la infección, pueden administrarle un antibiótico o medicamentos antivirales o antimicóticos.
También puede recibir lo siguiente:
  • Líquidos a través de una vía intravenosa (IV).
  • Oxígeno y asistencia respiratoria.
  • Medicamentos para aumentar la presión arterial.
  • Diálisis renal. Este proceso le purifica la sangre si ha tenido un fallo renal.
  • Una cirugía para remover los tejidos infectados.
  • Una transfusión de sangre, de ser necesario.
  • Un medicamento para prevenir la formación de coágulos de sangre.
  • Nutrientes para corregir desequilibrios de la función corporal básica (metabolismo). Es posible que:
    • Le administren sales y minerales importantes (electrolitos) a través de una vía intravenosa.
    • Le ajusten el nivel de azúcar en la sangre.

Siga estas indicaciones en su casa:

Medicamentos

  • Tome los medicamentos de venta libre y los recetados solamente como se lo haya indicado el médico.
  • Si le recetaron un antibiótico o un medicamento antiviral o antimicótico, tómelo como se lo haya indicado el médico. No deje de tomar los medicamentos aunque comience a sentirse mejor.

Indicaciones generales

  • Si tiene un catéter u otro dispositivo permanente, pida que se lo retiren lo antes posible.
  • Concurra a todas las visitas de seguimiento como se lo haya indicado el médico. Esto es importante.

Comuníquese con un médico si:

  • No siente que está mejorando o recuperando la fuerza.
  • Tiene dificultad para enfrentar la recuperación.
  • Con frecuencia, se siente cansado.
  • Se siente peor o no parece mejorar tras la cirugía.
  • Piensa que podría tener una infección tras una cirugía.

Solicite ayuda inmediatamente si:

  • Tiene alguno de los síntomas de la sepsis.
  • Tiene dificultad para respirar.
  • Tiene latidos cardíacos rápidos o irregulares.
  • Está confundido o desorientado.
  • Tiene fiebre alta.
  • Tiene la piel manchada, pálida o azulada.
  • Tiene una infección que empeora o que no mejora.
Estos síntomas pueden representar un problema grave que constituye una emergencia. No espere a ver si los síntomas desaparecen. Solicite atención médica de inmediato. Comuníquese con el servicio de emergencias de su localidad (911 en los Estados Unidos). No conduzca por sus propios medios hasta el hospital.

Resumen

  • La sepsis es un caso de emergencia médica que requiere tratamiento inmediato en un hospital.
  • Esta afección es causada por una reacción grave a infecciones por bacterias, virus u hongos.
  • Según la causa de la infección, pueden administrarle un antibiótico o medicamentos antivirales o antimicóticos.
  • El tratamiento también podría incluir líquidos intravenosos (i.v.), asistencia respiratoria y diálisis renal.

Esta información no tiene como fin reemplazar el consejo del médico. Asegúrese de hacerle al médico cualquier pregunta que tenga.

;